Apodos

octubre 30, 2008

De los 0 a los 5 años de edad no recuerdo como me decían, seguramente por mi nombre: Fernando.
De los 5 a los 7 los ojetes de mis primos me decía Chilindrina, quesque porque lloraba mucho, no comprendían mi sensibilidad rebosante de infante incomprendido.
En 4to de primaria una chica que me gustaba mucho por los remolinos de mi peinado me decía Gallito sexy, eso me prendía cabrón.
En Morelia, en los últimos años de la primaria me dijeron Churro, por razones tan gratuitas que no vale la pena mencionar aquí.
En la secu no recuerdo como me decían. Estaba bastante aislado de toda la banda.
En la prepa me decían Nasty, el primer apodo que me encantó, me reforzaba mis ganas de no pertenecer a toda la gente que me rodeaba y que no entendía mucho. Hasta la fecha mis amigos y mi hermano me dicen así.
Durante la carrera, en la Esmeralda, me decían Rino, porque solo dibujaba y pintaba esos animales.
Recientemente me dicen Videoman, pero la verdad me gusta más que me digan Llanos, así de simple y de llano.

La real academia española dice que un apodo es el nombre que suele darse a una persona, tomado de sus defectos corporales o de alguna otra circunstancia. Yo digo que los apodos son como caricaturas de nosotros, exageran y así subrayan cosas que resumen mucho de nuestra personalidad, y que los verdaderos nicks con los que me identifico son las palabras cursis con las que me han nombrado mis novias, esas no se si llamarlas apodos, pero ahhh que chulas son!

Amen_y etiqueten con amor.

Anuncios